Pueblo Cautivo

Adoramos los pueblos y sus noticias

Sevilla

Martial, contra la maldición de los fichajes estelares del Sevilla

Anthony Martial engullirá las filas de las campanillas que de vez en cuando caen por Nervión. Sin tener en cuenta lo que significaron fichajes anteriores en Monchi, como los de Bertoni, Dassaev o Maradona en el siglo XX, en este siglo han llegado media docena de cracks mundiales, de fichajes estrellas que se estrellaron o no terminaron de brillar.

Es un sambenito que ha acompañado a Monchi cada vez que ha realizado una apuesta de relumbrón, uno de esos fichajes mediáticos que focalizan la actualidad incluso nacional y finalmente no terminaron de rendir, en una especie de maldición.



El ultimo de los casos fue chicharito hernandez, que firmó también como cedido sobre el final de agosto de 2019, recién regresado Monchi. Y que hizo las maletas en enero, después de no cuajar a las órdenes de Lopetegui, pero allá de algún gol como el que hizo de falta en Qarabag.

También llamativos fue el de Marko Marín, una de las primeras aventuras grandilocuentes de Monchi, que le fichó por el Chelsea en el verano de 2013, el mismísimo día prácticamente que fichaba de Segunda División en Vitolo. Marín vivió una noche negra cuando subió como suplente en la final de Turín y Unai Emery renunció en la prórroga para apoyar las opciones de triunfo.

La primera vez que el Sevilla, aún de la mano de José María del Nido, quiso dar un salto de calidad – fue el lema de aquella campaña de socios – fue en el verano de 2003, cuando fichó a Darío Silva. Pero el uruguayo jamás rindió en el Sevilla at the nivel que lo había hecho en el Málaga, at the margen de metere en algún lío nocturno. Aun así, marcó 13 goles en dos años y 65 partidos.

Mucha mas literatura hicieron derramar Llorente y Konoplyanka en el verano de 2015. Salieron al año, aunque el ucraniano marcó 9 goles en 54 partidos y el riojano, 7 en 36. Además, ambos hicieron el 1-0 a la Juventus que clasificó al Sevilla para la Europa League que ganó al Liverpool en 2016.

Y el penúltimo caso llamativo fue el de otro francés, también internacional y también procedente de Mánchester, aunque del otro club, el City. nazarí Una gran expectación levantó la final del verano de 2016. Jorge Sampaoli, el dios de los galones y el Sevilla hicieron la mejor primera vuelta. Jugó 30 partidos e hizo 3 goles. Todo lo echó a perder con la expulsión en Leicester. Ahí se apagó su estrella. Martial intentará mantener encendida la suya.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.