Pueblo Cautivo

Adoramos los pueblos y sus noticias

Desarticulan en Barcelona una red que estafó 2,5 millones de euros a 200 víctimas
Barcelona

Se desmanteló en Barcelona una red que defraudaba a 200 víctimas por 2,5 millones de euros

La Policía del Estado desmanteló una red que se estima ha defraudado 2,5 millones de euros a través de estafas bancarias haciéndose pasar por unas 200 víctimas, y detuvo a 47 presuntos miembros de esta banda, que operaba en toda España pero tenía su base en Barcelona.

Según informó este sábado la Policía Estatal, los estafadores Obtuvieron la identificación de las víctimas a través de técnicas de ingeniería social en sitios minoristas de segunda mano. o en robos, la mayoría cometidos en Barcelona, ​​y utilizaban datos confidenciales para retirar dinero del banco, abrir cuentas o solicitar préstamos que nunca habían pagado a nombre de los tarjetahabientes.

Cuando encontraron una cuenta con un saldo atractivo cambió la información de contacto del cliente (teléfono y correo electrónico), datos que los bancos utilizan habitualmente como «barreras de seguridad» cuando realizan transacciones cara a cara con los clientes.

Los ladrones, uno de los cuales había trabajado en un banco durante veinte años, se fueron a las sucursales usurpando la identidad de las víctimas, ocultando el rostro con máscaras, disfraces o explotando alguna característica física similar.

Después de «secuestrar» la cuenta de la víctima, comenzaron a saquear los fondos, síTermino con dinero en efectivo en la ventana o mediante operaciones de choque en el medio, que permiten la retirada de dinero de cajeros automáticos sin usar la tarjeta, solo con el número de móvil.

También ordenaron transferencias a otras cuentas controladas por pandillas y contratadas. microcréditos de consumo, siempre en poco tiempo y desde distintas ramas para no despertar sospechas y hasta agotar el saldo.

estructura piramidal

En caso de que las cuentas de las víctimas no tuvieran saldo suficiente, utilizaron los datos robados del DNI para alquilar autos, pagar habitaciones de hotel, comprar boletos de tren o avión, alquilar líneas telefónicas o abrir cuentas bancarias electrónicamente donde recibieron las transferencias fraudulentas.

De esta forma la pandilla, que también utilizaba aplicaciones de mensajería encriptada, logró ocultar las suyas. ‘modus operandi’ y ser prácticamente invisible para los investigadores.

La red tenía una estructura piramidal y sus miembros un alto grado de especialización y una clara distribución de sus funciones y, aunque radicados en Barcelona, ​​se desplazaban con facilidad por toda España.

Fueron divididos en grupos más pequeños formados por un líder, que tenía la confianza desde la «cima» de la organización y que tenía la autonomía para ordenar el trabajo de los ‘imitadores’, que eran los que acudían físicamente a las instituciones bancarias.

El operativo policial generó 47 arrestos y 28 registros, que involucraron documentación sobre identidades mal utilizadas, así como una pequeña plantación de marihuana, 71 cédulas de identidad, 18 armas -incluidas puñetazos y pistolas eléctricas-. 60 celulares, 120 tarjetas telefónicas, 5.800 € en efectivo, joyas, cuatro vehículos de alta gama y hardware de almacenamiento de criptomonedas.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.